Dos cantamisanos llenos de alegría.

Lo que rebosaban era alegría en sus rostros, además de la emoción en sus ojos. Manuel ha celebrado su primera misa en su parrqouia de Autol y Juanjo en Santa Teresita de Logroño. Adelante con la misión que el Señor os tiene preparada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Iniciativas de Teletrabajo

Página en construcción

Lamentamos las molestias